[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


El Servicio de Ayuda a Domicilio del Ayuntamiento de Siero atendió a 425 vecinos y vecinas en 2019

Se destinó 1,2 millones de euros al SAD ordinario y de dependencia

Publicado el 26/02/2020
El tapin El Servicio de Ayuda a Domicilio del Ayuntamiento de Siero atendió a 425 vecinos y vecinas en 2019

La concejala de Políticas Sociales, Atención a las Personas e Infancia, Natividad Álvarez, ofreció el balance de Servicio de Ayuda a Domicilio, el SAD, y la Teleasisitencia Domiciliaria que prestó el Ayuntamiento de Siero en 2019. La edil destacó que, en ambos casos, se trata de una prestación en donde "aumentan las demandas, año tras año, con el envejecimiento de la población".

Respecto al Servicio de Ayuda a Domicilio, Álvarez, anunció que el pasado ejercicio se atendieron, entre SAD ordinario y dependencia, a un total de 425 vecinos y vecinas repartidos en 400 domicilios. En cuanto a la comparativa con el año anterior, durante 2019 se registró un aumento generalizado: un 2,70% de SAD ordinario, un 14,02% de SAD dependencia y un incremento de 7,22% en el número total de horas de atención.

En cuanto al perfil de usuario del SAD, se trata de una persona mayor,de entre 85 y 94 años, viuda, mujer, que vive sola, con una distribución de horas de servicio de dos días a la semana dos horas cada día, y que como ingresos tiene una pensión contributiva, en cualquiera de sus modalidades.

Respecto a la Teleasistencia, el consistorio dio cobertura a 178 usuarios de TAD ordinario repartidos en 169 domicilios y 40 usuarios de TAD de dependencia. Respecto al perfil de los usuarios, un 3,74 % presentaba algún tipo de diversidad funcional, el resto, un 96,26% son personas mayores. De este último grupo, el 21,39 % de ellos tenían entre 65 y 79 años y un 75,93 % de ellos tenían más de 80 años.

La concejala de Políticas Sociales y Atención a las Personas puso en valor el esfuerzo económico y humano que se hace por parte del Ayuntamiento para que "las personas mayores puedan seguir viviendo en su domicilio. Es una demanda en aumento".