[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Un mundial sin arcoíris para el Nesta – Skoda Alecar en Ostende

Publicado el 31/01/2021
El tapin Un mundial sin arcoíris para el Nesta – Skoda Alecar en OstendeLucía González

Éste era uno de esos objetivos se marcan con una X muy grande en el calendario, pero este fin de semana ninguno de los corredores del Nesta – Skoda Alecar disfrutó de la playa de Ostende. A pesar de que los puestos de la clasificación no acompañaron a las expectativas puestas en esta prueba, Iván Feijoo, Lucía González y Kevin Suárez hicieron un gran esfuerzo en la cita mundialista.

Nunca es fácil abandonar una carrera, y mucho menos en el caso del Campeonato del Mundo. Iván Feijoo no pudo hacer nada por mejorar la situación en un día en que todo se ponía en contra: “Llegaba muy motivado y con muchas ganas a este mundial. La verdad es que el circuito me gustaba mucho, pero fue uno de esos días en los que hagas lo que hagas no tienes nada que hacer. Toca repasar la semana entera y ver si hay algún fallo, pero lo que está claro es que volveré más fuerte que nunca”.

Realizó una muy buena salida, estuvo entre las mejores en los primeros metros de la prueba y todo apuntaba a un buen día para Lucía González. Sin embargo, la dureza de los tramos de arena hizo que la prueba se le hiciese demasiado larga a la asturiana, que finalizó en el puesto 28 de la clasificación: “Fue un mundial realmente duro. Hice una gran salida, cediendo algunas posiciones, pero con una mitad de carrera buena. Aunque de ahí en adelante se me puso un poco cuesta arriba. Finalmente, puesto 28. Es cierto que venía buscando una posición mejor, pero lo cierto es que llegué vacía y no tenía más. Soy consciente de la complejidad del recorrido y solo nos queda seguir trabajando para mejorar técnicamente sobre la arena”.

Kevin Suárez llegó a Ostende con buenas sensaciones en los entrenamientos durante estas semanas anteriores. Además, las zonas de arena le motivaban en un circuito que reconocía iba a ser duro. Al igual que sus compañeros, Suárez no encontró el golpe de pedal y terminó en el puesto 29 de la tabla: “No ha salido ni mucho menos el mundial que esperaba, durante toda la semana me he encontrado muy bien pero hoy las cosas no han salido. Ni físicamente ni técnicamente iba como debía. Me he quedado muy atrás en la primera vuelta y podido darle un poco la vuelta has llegar al top 30. Pero para nada era lo que quería”.