[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


Menos mal que el alcalde y el concejal no hacen su "cuadrante oficial" a lápiz

Publicado el 04/08/2020

Empiezo diciendo que SÓLO DESEO QUE LOS JUECES PUEDAN VER EL MINUTO 2:11:33 DEL PLENO ORDINARIO DEL JUEVES, DÍA 30 DE JULIO DE 2020, DONDE PODRÁN VER CÓMO UNA AUTORIDAD PÚBLICA, QUE ES LO QUE ES EL ALCALDE DE SIERO, PUEDE FALTAR A LA VERDAD EN UN ACTO OFICIAL COMO ES UN PLENO, atreviéndose a decir, que el día 5 de noviembre en su despacho no se me sometió a un interrogatorio, ante la presencia del Secretario y de la Abogada consistorial, y donde otra funcionaria tomaba nota de lo que el Regidor me preguntaba. Tampoco contesta a la pregunta del portavoz de la oposición, sobre si se refiere a mí con que el Alcalde había estado hablando con un Teniente de la Guardia Civil que iba a venir para denunciar a Fiscalía, y el propio Regidor le dice que no, que lo va resolver él internamente. RUEGO A LA JUSTICIA QUE PUEDA VER ESE MINUTO DEL PLENO. Muy triste y lamentable que el mandatario público del cuarto municipio de Asturias pueda hacer esto.

Me llamo, Félix, y soy Subinspector de la Policía Local de Siero, con 20 años de antigüedad. El motivo de este escrito, como expresé días atrás, es comunicar a todas las personas residentes en este municipio, que, con fecha, jueves, día 2 de julio de 2020, he presentado en el Registro del Ayuntamiento un escrito, extenso, de 74 folios, con el objeto simple de desmentir todas y cada una de las acusaciones que el señor Alcalde y el señor Concejal de Policía han venido vertiendo sobre el Cuerpo de la Policía Local en los medios de comunicación desde el 1 de noviembre de 2019.

En primer lugar, me guastaría hacer un resumen de lo que hasta ahora ya se ha explicado.

El Equipo de Gobierno sale en los medios de comunicación diciendo “La Pola se blindará en El Carmín, aumentará la presencia policial y se traerán Agentes de Oviedo”. La realidad, con respecto a la Policía Local, se estacionan dos furgones policiales, durante más de 10 horas, en las dos entradas principales de la localidad, sin Agentes, estando uno de ellos todo ese tiempo ocupando parte de un carril sin ningún tipo de señalización; turnos con 2 o tres policías; se tiene que cerrar las dependencias policiales por la escasez de funcionarios; y hasta se hace venir al Comisario-Jefe para hacer patrullaje, cuestión ésta que no entra dentro de sus funciones policiales. --- El Alcalde faltando a la verdad, sale en los medios de comunicación acusando a la Policía Local que en los meses de verano del año 2019, se gastaron miles de euros en servicios extraordinarios, y si es cierto, pero se le “olvidó” mencionar el informe que firmó su Concejal de Policía donde reconocía la escasez de Policías existentes y la aprobación de una partida de 50.000 euros. --- El Alcalde, faltando a la verdad, salió en los medios de comunicación, acusando a la Policía de absentismo injustificado. Decía que tampoco tenía conocimiento de ello. No se dio cuenta tampoco que en el Ayuntamiento, con marcaje horario, se estaba fichando a 35 horas. La Policía Local no tiene fichero porque el Ayuntamiento, simplemente, no lo ha instalado. Su nuevo Concejal de Policía, desde junio de 2019, despachaba a diario con el anterior Comisario-Jefe de la Policía Local con el cuadrante de servicio en la mano, donde podía ver toda la realidad y situación laboral de cada uno de los Agentes, entre ellas, los descansos por esas horas compensatorias. El anterior Concejal de Policía, con cargo electo desde 2015 hasta 2019, ha declarado que se tenía conocimiento de todo el funcionamiento del servicio policial. El anterior Comisario-Jefe elaboró en 2018 un informe QUE PASÓ POR LA COMISIÓN DE OBRAS Y SERVICIOS donde se reflejaba todo. Entre enero y mayo de 2020, nombra Jefe en funciones de la Policía Local, a un Subinspector que en septiembre de 2018 presentó, vía registro del Ayuntamiento, un escrito hablando de los descansos por esas horas compensatorias. SEPTIEMBRE DE 2018, quien viene disfrutando de esas horas compensatorias desde el año 2000 y en ese mismo mes de septiembre de 2018, denuncia esas horas compensatorias, pero disfruta cuatro días de permisos con cargo a las mismas. Hasta la Concejala de Personal autoriza permisos de conciliación con cargo a esas horas compensatorias. --- El Alcalde sale en los medios de comunicación faltando a la verdad, diciendo que somos 50 o 51 Policías, cuando la realidad es que sólo somos 38 Agentes operativos los que trabajamos las 24 horas a tres turnos, divididos en cinco grupos. LOS ÚNICOS QUE ESTAMOS EN LA CALLE. Los únicos que atendemos las llamadas de los vecinos de Siero, somos 38 Agentes, ni 50, ni 51. --- Con respecto a la noticia publicada el pasado miércoles, día 29 de abril de 2020, donde se informaba de “la

denuncia al Alcalde de Siero, por una supuesta agresión a un vecino de Lugones”. La realidad es que, carecía de licencia de obras, obteniendo esta autorización días después de la denuncia de ese vecino. --- Se están pidiendo facturas al Ayuntamiento que no se entregan, habiendo sido solicitadas incluso por grupos políticos de la oposición, donde únicamente se trata de comprobar si determinadas obras de mantenimiento vial han sido realizadas de forma correcta o no. Facturas firmadas en enero de 2020 y pagadas en marzo de 2020, referidas a señalización y mantenimiento vial en el municipio. Obras de mantenimiento realizadas en septiembre de 2019. No se reflejan en la página web del Ayuntamiento y tampoco se entregan a quienes las solicitamos. Requeridas con objeto de comprobar que esas obras no se hayan podido pagar como realizadas en 2020, cuando la realidad es que se llevaron en 2019. Y se solicitan también, al objeto de comprobar si algún Policía Local ha podido firmar esas facturas como Técnico. ¿Por qué no se entregan? --- Existe una alianza surrealista entre el Alcalde y el Concejal de Policía, con, principalmente, 4 “policías” (aunque hay alguno más), a los que se nombra Jefe en funciones de ésta Policía Local o se concede una plaza de Subinspector mediante una comisión de servicio que entre otras circunstancias tiene en cuenta haber quedado fuera de plaza en un concurso oposición que se hizo en el año 2008. Esos “policías” tienen expedientes disciplinarios abiertos, algunos hasta 6, que han caducado de forma inexplicable; además alguno de ellos tiene en el Negociado de Personal otros Actas por sus comportamientos y cuyo procedimiento no se sabe que trámites han seguido. Uno de ellos fue condenado por injurias graves con publicidad al Alcalde (cuando era Concejal) y a una de sus asesoras; otro hizo burla del Alcalde en redes sociales, haciendo un fotomontaje del Regidor; han salido en una foto publicada en las redes sociales alardeando ser la kaleborroka de Pola de Siero, no creyendo necesario, explicar el significado de ese gravísimo término relacionado con el terrorismo; alguno tiene hasta dos protocolos antiacoso abiertos; entre otras circunstancias. --- El Alcalde, dice en noviembre de 2019 que tiene conocimiento de “graves irregularidades” y que es lo que hace me llama para que me persone en su despacho inmediatamente y que no le diga nada a mi Comisario-Jefe ni a otro Subinspector. Una vez allí, me tiene 47 minutos en un despacho cerrado, con una de sus asesoras, que no es empleada pública del Ayuntamiento, y lo primero que me dice, como ya se mencionó en los medios de comunicación el 4 de diciembre de 2019, es que lo que iba hacer era para salvarme a mí, que lo que iba hacer era denunciar al Comisario-Jefe y a otro Subinspector, sólo a ellos, y que ese mismo día había estado al habla con un Teniente de la Guardia Civil que venía dispuesto a ir a Fiscalía. Yo solo tenía que declarar en contra de ellos. Después me pasa a otro despacho, donde ante la presencia del Secretario del Ayuntamiento y de la Abogada Consistorial, se me somete a un interrogatorio, donde no sólo es el Regidor el único que me hace las preguntas, si no, que no se me informa por parte de ninguno de los allí presentes, de por qué estoy ahí, de en qué calidad estoy, si tengo o no derecho a declarar y/o si tengo derecho a estar asistido de abogado. --- El Alcalde no ha dado aún explicación cómo es posible que el señor Alcalde puede publicar en su red social “Facebook”, a las 07.49 horas del domingo, día 15 de diciembre de 2019, el archivo de la denuncia en el juzgado, pues, lo publica antes que se firme la Resolución judicial, estando fechada ésta última un día después de la publicación del Alcalde (lunes, día 16 de diciembre). --- Con respecto a la noticia del viernes, día 1 de mayo de 2020, donde se publica “el Alcalde de Siero denunciado por saltarse el confinamiento”, no se ha explicado por parte del Regidor si esa asistencia al despacho de su abogado no se podía haber hecho como indicaban los protocolos, vía telefónica o vía telemática. Tampoco se ha explicado, como en pleno Estado de Alarma el Alcalde de Siero puede decir en los medios de comunicación que estaba en Oviedo repartiendo mascarillas a unos de motu proprio y al mismo tiempo decir que es Alcalde las 24 horas del día. O si durante el Pleno telemático del pasado día 24 de abril estuvo en contacto con una persona, que también estuvo en la Casa Consistorial en ese pleno y días después en las primeras pruebas médicas dio positivo al covid-19. --- El Alcalde, faltando una vez más a la verdad, salió en los medios de comunicación acusando a la Policía Local que “no hacíamos partes de trabajo”, cuando los tiene, pues esos partes de trabajo diarios, TENÍAMOS que entregarlos todos los días personalmente en su despacho y, a primera hora de la mañana. --- El Alcalde, el 15 de enero de 2020, en una entrevista en el periódico Comarca del Nora, se atreve a faltar a la verdad señalando que “el Policía Municipal que menos cobra es 34.000 euros al año, y la cifra normal está entre 40.000 y 50.000 euros, cobran mucho más que infinitos médicos, abogados, ingenieros, investigadores,

etc…”. Comparación odiosa, y dañina, que como ya se dijo era totalmente falsa. En mi caso, como ya se dijo, Subinspector con 19 años de servicio (6 trienios), cobré, como consta en Hacienda, 33.190 euros netos (sueldo mensual del Ayuntamiento 1897,21 euros), teniendo 5.700 euros de retenciones y con un descuento del 17.25. --- El Alcalde, nombra como Jefe en funciones de la Policía Local, entre enero y mayo de 2020, y también a día de hoy, cuando el actual Comisario-Jefe se ausenta por vacaciones, a una persona, que entre otras muchas circunstancias, tiene 6 expedientes disciplinarios abiertos que han caducado de forma inexplicable; una persona que en un Grupo Whastapp insulta y ofrece ostias a un subordinado; una persona fue de testigo en contra del Regidor, a un juicio donde otro “Agente leal” fue condenado por dos delitos de injurias hacia el Regidor (cuando era Concejal) y hacia su asesora; una persona a la que el anterior Alcalde, Eduardo Llosa, mediante un oficio, debido a que no cumplía su trabajo de elaboración de informes de Disciplina Urbanística, le tuvo que recordar entre otras cosas, que debía cumplir con sus funciones y que debía obedecer las órdenes de servicio que el Comisario-Jefe; una persona que a día de hoy tiene dos protocolos de antiacoso abiertos. Un breve resumen del comportamiento de esta persona. --- Y en otros servicios municipales, más de lo mismo, desbandada de Técnicos marchándose a otros Ayuntamiento; Jefatura de alguna Unidad Municipal ocupada por persona que no tiene categoría de Oficial, cuando hay trabajadores que si la tienen; se desmantelan despachos mientras los funcionarios están de baja; no se utilizan las bolsas de empleo ya creadas por el Ayuntamiento; funcionarios de baja; ataques contra el Patronato Deportivo; innumerables plazas de funcionarios no cubiertas; situación del servicio de aguas; y un largo etcétera.

Y CON TODO ESTO, EL ALCALDE Y EL CONCEJAL DE POLICÍA, CONTINÚAN EJERCIENDO SU CARGOS COMO SI NADA.

La noticia que sale en los medios de comunicación el día 30 de julio también es curiosa. “Casi la cuarta parte de la plantilla sierense está de baja. Diez de los 45 Agentes se encuentran fuera de servicio, por lo que algunos turnos quedan muy reducidos, como durante El Carmín”. Ahora se pretende justificar la bochornosa política realizada en cuanto al personal policial con la existencia de las bajas médicas. Si los turnos han quedado con dos o tres Agentes, se debe únicamente a que la plantilla de Siero cuenta tan solo con 38 Policías operativos. Con el anterior Comisario-Jefe también había bajas y en la vida se cerró la Jefatura, en la vida hubo menos de 3 Policías Locales trabajando. En mis 20 años de trabajo, existiendo todos los años muchas bajas, nunca los mínimos de la noche fueron 3 Agentes, nunca se cerraron las dependencias policiales. Hay que darse cuenta que se excusó el Alcalde en que cerraba las dependencias de Lugones para mejorar la Policía y para que hubiera más presencia policial. Ya lo estamos viendo y lo que es más triste, ya lo están padeciendo los ciudadanos de Siero. Todos los trabajos sufren de reducción de personal por bajas, pero una adecuada organización, una adecuada preparación en la gestión de medios y de personal, la que aquí no existe, hace paliar todos esos déficits. Aquí el único problema, no son las bajas médicas, son el Alcalde, el Concejal de Policía y sus “Agentes leales”.

Si se recuerda, el Alcalde también salió en los medios de comunicación denunciando que “el cuadrante se hacía a lápiz por un pequeño grupo de agentes para manipularlo y acumular descansos y horas extraordinarias”. BENDITO LÁPIZ. Por que ahora que se hace a ordenador suceden cosas como las que se van a explicar.

El señor Alcalde, durante sus años de Concejal y durante sus 6 años al frente del Ayuntamiento, NUNCA ha dotado a esta Policía Local de un cuadrante oficial de trabajo. En 20 años que llevo trabajando, NUNCA SE NOS HA DOTADO DE CUADRANTE OFICIAL. El anterior Concejal de Seguridad Ciudadana, ha declarado que, durante su cargo, entre 2015 y 2019, mantuvo constantes negociaciones con el sindicato SIPLA para la elaboración de un calendario laboral no pudiendo llevarse a cabo por las negativas constantes del señor Alcalde. Los delegados del SIPLA mantuvieron, sólo en el año 2019, más de 30 reuniones en orden a aprobar un cuadrante de trabajo, donde la propia Concejala de Personal reconocía que todo tenía que recibir el visto bueno del Alcalde, no lográndose. Tampoco se tuvo en cuenta el criterio, la opinión y la opción aportada por el anterior Comisario-Jefe de la Policía Local para la aprobación de un cuadrante laboral, y hubo varias propuestas.

Se viene acusando por el Alcalde que se destruían los cuadrantes para hacer lo que nos daba la gana. Hemos de recordar que el actual Concejal de Seguridad Ciudadana, desde junio de 2019, despachaba casi a diario con el anterior Comisario-Jefe, teniendo el cuadrante de trabajo en la mano, teniendo por tanto, conocimiento de todas las anotaciones que en dicho cuadro aparecían. Ahora sale el Alcalde y el Concejal afirmando que se desconocía el sistema de trabajo, cuando desde junio, el nuevo Concejal de Seguridad Ciudadana ha estado trabajando en la Policía Local, donde tiene un despacho, con pleno conocimiento del cuadrante de servicio.

El Alcalde falta a la verdad cuando acusa una y otra vez que el cuadrante “se hacía a lápiz por un pequeño grupo de agentes para manipularlo y acumular descansos y horas extraordinarias”. Se hacía a mano, para que en todo momento y de forma inmediata, toda situación laboral de los funcionarios policiales quedaran reflejadas, tanto en lo relativo al servicio ordinario (en qué turno se estaba trabajando, de mañana, de tarde o de noche), como en lo relativo a los diferentes permisos, días de convenio, vacaciones, horas compensatorias, permisos de hospital, horas sindicales, permisos de fallecimiento, permisos de lactancia, servicios extraordinarios, etc.. TODO, toda circunstancia laboral, sin ningún tipo de ocultismo, quedaba reflejada en el cuadrante. AHORA NO PASA ESO, como se verá a continuación.

El cuadrante, SIEMPRE, ha estado en lugar público, a la vista de todos los Agentes y han pasado muchos gobiernos en dichos años. NUNCA OCULTO, SIEMPRE A LA VISTA. Debería explicarse por qué el Alcalde en sus años de Concejal y en sus 6 años al frente del gobierno, no ha acudido nunca a la Jefatura de Policía Local para ver el cuadrante de servicio, o por qué nunca lo ha pedido. Resulta curioso que el Alcalde vea graves irregularidades ahora, solo, cuando entran en juego sus “Agentes leales” que como ya se sabe, tienen desde hace años una venganza personal hacia el Comisario-Jefe, porque uno de ellos fue condenado por injuriar al Alcalde (cuando era concejal) y a una asesora suya. Incluso sus “Agentes leales” llevan “denunciando” la gestión del Comisario-Jefe desde 2017 y que raro suena que el Alcalde no actúa hasta después de la concentración que tiene la Policía Local el día 31 de octubre de 2019. Si había graves irregularidades las ha estado permitiendo durante varios años de gobierno. El cuadrante, como se ha dicho, estaba expuesto a la vista de todo el mundo. No había ocultismo. Se reflejaba todo. Nada más que se producía un cambio en el servicio, una incidencia, una baja, se borraba el servicio del Agente afectado y se modificaba con lo que procedía, para que en todo momento quedara constancia de ello, y para que todos los funcionarios policiales tuvieran conocimiento de las circunstancias reales del servicio, de por qué ese funcionario no trabajaba o si trabajaba en qué condiciones estaba (servicio ordinario, realizando servicio extraordinario, etc).

En cambio, el primer “cuadrante oficial” aprobado por el Alcalde y por el Concejal de Seguridad Ciudadana, no tiene nada de transparencia. Ocultismo puro y duro, no se refleja la actualidad ni las circunstancias reales del servicio. Por un poner un simple ejemplo, en las dos últimas semanas de junio, uno mira ese “cuadrante oficial” y aparecen como si estuvieran trabajando, tres funcionarios policiales del Grupo 1, cuando realmente no trabajan por estar de baja médica. Si se ve el cuadro uno piensa que hay muchos Agentes trabajando, cuando la realidad es que solo hay 3 o incluso 2 Agentes de servicio. Por qué se aprueba un “cuadrante oficial” por Decreto, que se incumple sistemáticamente, donde en el mes de mayo y en el de septiembre se obliga a trabajar a los funcionarios con un ciclo de trabajo que la propia Resolución que da validez a este cuadrante dice que dicho ciclo sólo es para los meses de junio, julio, agosto y diciembre. Eso demuestra que quien ha ideado este “cuadrante oficial” tiene buena claridad, organización, profesionalidad y capacidad de gestión de equipos. Se modifican las condiciones de trabajo de los funcionarios incluso en contra de lo que establece la propia Resolución Municipal que aprueba el cuadrante oficial.

Qué se explique por qué, acusando a esta Policía Local que se hiciera con lápiz el cuadrante de servicio, donde como se ha dicho, constaba sin excepción y al día, la realidad laboral de todos los funcionarios, sin ningún tipo de ocultismo, ahora el Alcalde aprueba un “cuadrante oficial” por Decreto en el que no se dice la realidad laboral, en el que no consta la situación actual de los funcionarios policiales (permisos, licencias, enfermedad, cambios entre Agentes, etc…). Como se dice, en el cuadrante no se refleja quien está de permiso, quién no, quién está de convenio, quién no, que está de baja, quién no, etc. Ni los Jefes de servicio cuando entran a trabajar, saben qué Agentes van a tener disponibles hasta que no se ve a los funcionarios

entrar por la puerta. Esto es la mejora de la Policía Local que predica el Alcalde en los medios de comunicación, la nueva Policía Local de Siero.

En el cuadrante oficial hay Agentes que están en el cuadro que aparecen que trabajan de noche, y la realidad es que trabajan de mañana o de tarde. Otros Agentes que aparecen en el cuadro como que están trabajando y realmente están de vacaciones.

El Alcalde es capaz de acusar a esta Policía Local de hacer el cuadrante a lápiz para poder manipularlo, y el nuevo “cuadrante oficial”, HECHO A ORDENADOR, no refleja la realidad laboral de los Agentes, teniendo que poner, por ejemplo, entre enero y mayo, el nombrado, por el Alcalde, Jefe en funciones de la Policía Local, unas hojas, en formato Dina4, al lado del “cuadrante oficial” para reflejar supuestamente los servicios de cada Agente, llegándose hasta el punto, que en muchas ocasiones ni el cuadrante ni esas hojas reflejaban lo mismo. BENDITO LÁPIZ. Si se aprueba un “cuadrante oficial” que necesidad hay de poner al lado de ese cuadrante unas hojas. No podía darse el caso, al igual que se acusó del lápiz, que esas hojas pudieran ser hechas una y otra vez sin ningún tipo de oficialidad, cuestión que como hemos visto, ha pasado en varias ocasiones, cambiándose de hoja en un mismo día, “colgando” hojas a lo largo de una semana entera y luego teniéndolas que modificar y volver a “colgar” otras”. Y lo más curioso, si el procedimiento de esas hojas expuestas al lado del cuadrante oficial se hace así por el Jefe en funciones, entre enero y mayo, por qué cuando accede al cargo el nuevo Comisario-Jefe, esas hojas desaparecen y ya no se utilizan.

Qué expliquen el Alcalde y el Concejal por qué entre enero y mayo hubo “Agentes leales” que hicieron servicios extraordinarios y no ha quedado reflejado en el “cuadrante oficial”. Por cierto, esos servicios extraordinarios no se han ofrecido a otros Agentes. También sería aconsejable que se informe como han sido compensados esos Agentes por hacer esos servicios extraordinarios. Supongo que esto tendrá que ver con la frase que ese Jefe en funciones le profirió al delegado sindical del SIPLA cuando le preguntó sobre esos hechos, por esa forma de gestionar los servicios extraordinarios, siendo contestado “yo soy el Jefe y viene a hacer horas extras quien diga yo”. Con el anterior Comisario-Jefe, los servicios extraordinarios llevaban un control y los hacían todos los funcionarios policiales, sin excepción, siguiendo un orden correlativo que se llevaba a raja tabla para garantizar la igualdad entre todos. Ahora vemos que no.

Ese cuadrante, establecido OFICIALMENTE, mediante una Resolución Municipal, obliga a un primer ciclo obligatorio de trabajo, llamado 6/4, para los meses de enero, febrero, marzo, abril, mayo, septiembre, octubre y noviembre; y otro segundo distinto, llamado 6/3, para los meses de junio, julio, agosto y diciembre; Y NO SE CUMPLE, porque en mayo y en septiembre se obliga a muchos Agentes a realizar el segundo ciclo. SE INCUMPLE HASTA LA RESOLUCIÓN MUNICIPAL QUE APRUEBA EL CUADRANTE EL OFICIAL, hecho que perjudica a los funcionarios policiales. Y que sucede con ese segundo ciclo, llamado 6/3, pues un desastre organizativo digno de mención, un día pueden estar trabajando en un mismo turno los 7 agentes de un grupo más los 8 de otro Grupo, es decir, pueden coincidir hasta 15 funcionarios, y al día siguiente, sólo trabajan los 7 de un grupo. Es decir, un día 15 Agentes, y al día siguiente 7. Y esto se repite, durante 6 días, un día sí, y otro no, un día sí, y otro no, y un día sí, y otro no.

Cómo es posible que el día 15 de febrero en el turno de la noche en el CUADRANTE OFICIAL conste que trabajan 7 funcionarios policiales, pero en la hoja que pone al lado de ese cuadrante el Jefe en funciones, se refleja de servicio a sólo 3 de ellos (recordemos que el señor Alcalde bajo los mínimos de ese turno de 5 Agentes a 3) constando además, que se han concedido permisos de convenio a 4 policías, cuando la realidad es que esa noche sólo trabajaron dos Agentes permaneciendo uno en labores de atención telefónica, y otro, por tanto, solo para cubrir las necesidades de los 50.000 habitantes de Siero. Esto es un pequeño ejemplo de este cuadrante oficial y de esta nueva gestión policial. En mis 20 años de trabajo nunca ha sucedido tal hecho. Cómo es posible que ese Jefe en funciones, nombrado por el Alcalde, sea capaz de poner de servicio en el turno de noche a una persona que está de vacaciones, contando con él para hacer tres funcionarios de servicio, cuando sabe que esa persona no vendrá a trabajar, dejando en consecuencia el servicio con 2 funcionarios policiales y concediendo 4 permisos de convenio. Ese Jefe en funciones, durante varios días, ha venido reflejando en esa hoja que colocaba al lado del cuadrante oficial, como que trabaja, a un Agente que no lo hacía porque estaba de vacaciones.

Se aprueba un “cuadrante oficial”, con sus grupos ya establecidos, y entre enero y abril, se cambia a varios Agentes de diferentes grupos, no respetándoles el sistema de trabajo aprobado por Resolución de Alcaldía, haciéndoles descansar menos días de los que le corresponden, no avisando de ello a los afectados o avisándoles dos días antes o solo mediante un mensaje WhatsApp. Cómo es posible que ese Jefe en funciones, aparezca en el “cuadrante oficial”, por ejemplo, en febrero y marzo, asignado al Grupo 3 de trabajo operativo, constando además que trabaja a turnos (mañana, tarde y noches), cuando realmente no lo hace porque como Jefe que es, sólo trabaja por la mañanas. Y luego en las hojas que ese mismo Jefe en funciones pone al lado de su “cuadrante oficial” se refleja de servicio sólo en el turno de la mañana. En el cuadrante pone que está trabajando a los tres turnos, pero en su hoja, pone que trabaja solo de mañanas. UNA VEZ MÁS, BENDITO LÁPIZ.

En el “cuadrante oficial”, el día 1 de marzo, por ejemplo, un Agente aparece trabajando de noche y en la hoja que pone el Jefe en funciones al lado del cuadrante, aparece de baja laboral. De qué nos fiamos, del “cuadrante oficial” aprobado por una Resolución Municipal o de la hoja que se pone al lado de dicho cuadrante. En febrero y marzo hay 10 funcionarios policiales que están en situación de baja laboral y aparecen en el “cuadrante oficial” como que están trabajando a turnos. El 23 de marzo en el “cuadrante oficial” aparece de servicio en el turno de tarde un Agente, que luego no consta en la hoja que coloca el Jefe en funciones al lado de dicho cuadrante, y tampoco en la hoja diaria de incidencias que rellena el Agente que está de atención telefónica.

Si ya se ha establecido un “cuadrante oficial”, cómo es posible, por ejemplo, que, en el mes de marzo, entre el día 1 y el día 22 de marzo, se publique hasta tres veces el “cuadrante oficial”. ¿ Y por qué el 24 de marzo se vuelve a publicar otro “cuadrante oficial” de marzo, pero no se hace de forma completa, si no, sólo desde el día 23 hasta el 30?

Por qué el día 2 de abril, por ejemplo, un Subinspector, aparece en el “cuadrante oficial” de servicio en el turno de tarde, cuando realmente está de baja, repitiéndose tal hecho durante más días de abril. Por qué a un Agente se le cambia de Grupo, no respetando su ciclo de trabajo y descansos, avisándole el día 31 de marzo mediante un whastapp, para que empiece a trabajar en otro grupo distinto el día 2 de abril.

Cómo es posible publicar un “cuadrante oficial” el día 03 de abril, teniendo esta distribución organizativa, un grupo con 6 Agentes; otro con 4 Agentes; otro con 6 Agentes; otro con 7 Agentes, otro con 8 Agentes.

Por qué el nombrado Jefe en funciones de la Policía, no consta de servicio en el “cuadrante oficial”, el domingo día 5 de abril, y en cambio sí se anota como que está de servicio en la hoja que ese propio Jefe en funciones hace y coloca al lado del cuadrante.

Qué criterios se han seguido para que unos Agentes hayan estado sujetos, con motivo del Estado de Alarma, a una situación de servicio llamada Retén (no se trabaja) y unos funcionarios policiales aparecen en el “cuadrante oficial” con 9 días de Retén, otros con 16; otros 14; otros con 12; otros con 10; otros con 7; otros con 6; otros con 5; otros con 8. Hay Agentes que ante la situación de inseguridad jurídica laboral, por no estar debidamente informado de las condiciones de dicha circunstancia, ha querido renunciar a esos días de Retén y no se le ha permitido.

Los días 25, 26, 27, 28, 29 y 30 de junio, en el Grupo 1, aparecen reflejados como que trabajan, tres funcionarios policiales, cuando realmente están de baja.

El día 21 o el 28 de junio, por poner más ejemplos, se utiliza a los funcionarios que están dedicados exclusivamente a la sección de violencia de género para cubrir el servicio de atención telefónica, debido a que sólo hay 2 Agentes operativos de servicio. Esos días, solo una patrulla (2 Agentes) han estado cubriendo los servicios de los 50.000 habitantes de Siero, denotando una vez más, la falta de efectivos policiales existentes, teniendo que utilizar a funcionarios asignados a tareas especiales, para “cubrir” las vacantes existentes. Y también se ha estado utilizando al funcionario destinado a servicios especiales de elaboración de informes para el Negociado de Licencias para atender el teléfono.

Y PARA TERMINAR, que decir, de lo sucedido el día 27 de julio, que se cambia el cuadrante oficial que se venía utilizando hasta ahora, colgando uno nuevo del propio mes de julio, y otro de agosto. Donde ya no hay visible y claramente diferenciados, colocando a todos los funcionarios de arriba abajo. Incluso en el cuadrante de servicio, se añade al Comisario-Jefe, que hasta ahora no constaba.

Y se coloca una tabla en la parte de abajo, donde se referencia, día por día, los Agentes que trabajan de mañanas, los que lo hacen de tarde y los que lo hacen de mañanas. Los Agentes que están de descanso ordinario y los que están de vacaciones.

Y podemos ver un hecho gravísimo, que sucede en un cuadrante oficial. Y es solo un ejemplo. Hay muchos más. Sábado, día 4 de julio. Turno de mañana. Esa tabla ubicada en la parte de abajo del “nuevo cuadrante oficial” pone se ese día trabajan 10 funcionarios. Y cuál es la realidad. Solo trabajan 5 Agentes operativos que atienden las llamadas del 092, es decir, los únicos que atienden los servicios policiales que demandan los ciudadanos. Se está contando como que trabaja a un Agente que no lo hace por estar de permiso de lactancia. Se contabiliza también a un Agente que no trabaja porque está de permiso de convenio. Se está contando también como que trabaja a un Agente que no lo hace porque está de baja médica. Y se cuentan también a dos Agentes que trabajan realizando servicios especiales (informes de Licencias y de Violencia de Género).

UNA VEZ MÁS, BENDITO LÁPIZ.