[X]

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar su experiencia de usuario y ofrecerle los mejores servicios.
Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información en nuestra Política de Cookies.


La Floristería San Carlos cuenta con 33 años de historia y se muda a otro local a 20 metros del anterior

“Nuestra seña de identidad es ofrecer un buen trabajo, de calidad y asesorar con honestidad a todos nuestros clientes, para que ellos mismos decidan”

Publicado el 10/07/2020
El tapin La Floristería San Carlos cuenta con 33 años de historia y se muda a otro local a 20 metros del anterior

La Floristería San Carlos de Lugones inauguró su nuevo local a 20 metros del anterior en la Avenida de Oviedo. El comercio abrió sus puertas en 1987 de la mano de Avelino y Juana. Al jubilarse el matrimonio en el año 2013 cogió el relevó su hijo Carlos y su mujer Vanessa, ella también procede de una familias de floristas de Colunga. Lo que hace que sumen a sus espaldas años de experiencia adquirida a través de cursos y titulaciones en escuelas españolas, además de lo que han vivido junto a sus familiares. Los dos aseguraron que lo más importante es seguir formándose, ya que las tendencias, la moda y los gustos de los clientes van cambiando.

El horario de atención al público en la tienda es de lunes a viernes de 9.30 a 13.30 y de 16.30 a 20 horas y los sábados  de 9.30 a 13.30 horas. Además todos los días realizan servicio de urgencias las 24 horas del día y para las funerarias. La nueva tienda está ubicada a 20 metros de la anterior, en la Avenida de Oviedo.

Se hacen arreglos florares para todos los ciclos de la vida, desde nacimientos, bautizos, comuniones, cumpleaños, San Valentín, Día de la Madre hasta el funeral. “La nueva tienda cuenta con un diseño más orgánico, natural e industrial con estanterías de madera y se ha ampliado el espacio de la misma al doble de lo que había en la anterior. Lo que pretendemos es que de un vistazo el cliente pueda ver todos nuestros productos, además de tocarlos y poder darse una vuelta por toda la tienda”, explicaron.

Cuentan con flores y plantas de gran calidad llegadas de países como Holanda, Alemania, Israel y Sudamérica, “casi todas son de importación y de muy alta calidad, pero consiguiendo precios competitivos, ya que intentamos comprarlas en las subastas para que lleguen casi sin intermediarios. Contamos con un servicio de reparto a toda España propio y a través de Interflora, que nos ofrece un servicio mundial sin problema”, afirmaron. Cuentan con tienda online a través de su web www.floristeriasancarlos.com y las redes sociales, ya que poseen Facebook e Instagram.

Para adecuar la nueva tienda contaron con el asesoramiento de una empresa, Barbosa Space Projects, que plasmó sus demandas y necesidades sin ningún problema, “es un diseño muy novedoso para una floristería, que va a gustar mucho a los clientes, porque es industrial, natural y todo hecho con materiales orgánicos. En este diseño unimos nuestra experiencia y lo que queríamos ofrecer a los clientes y consideramos que va a ser una tienda muy diferente al resto”, apuntaron.

El perfil de sus clientes ha ido cambiando en estos 33 años de historia, “en este momento contamos con muchos más clientes jóvenes, porque las personas mayores van faltando, pero hay un relevo generacional. Cada vez más personas usan las flores y las plantas como una forma de expresar los sentimientos, de celebrar los eventos y sobre todo de dar las gracias, esta es una percepción de otros países europeos que se está implantando en España”, explicaron.

Los floristas aseguraron que durante la cuarentena mucha gente les compró plantas y flores especialmente el Día de la Madre, gracias al servicio a domicilio, con el objetivo de estar más cerca de sus familiares ese día tan especial, ya que debido al estado de alarma se nos impedía salir de nuestros domicilios a no ser que realizáramos cuestiones esenciales.

La Floristería San Carlos es un negocio familiar con mucha experiencia y trayectoria profesional, que además de vender también asesora a sus clientes sobre las decoraciones florales que pueden ser para eventos (bodas, bautizos o comuniones) o incluso para comercios o establecimientos hosteleros entre otras cuestiones.

Los floristas aseguraron que una de las dificultades por las que pasa el sector en este momento es la falta de relevo generacional, ya que los dueños se están haciendo mayores y muchas floristerías están cerrando sus puertas sin que nadie coja el traspaso de los anteriores propietarios. “Somos una de las pocas que contamos con tantos años de experiencia y en este caso cada uno venimos de familias de floristas. La experiencia es vital para conocer la demanda de los clientes y asesorarles”, añadieron.

San Carlos vende un 70% de flores y un 20% de plantas, además acuden a ferias para conocer de primera mano las tendencias, hacerse con productos de calidad y ser los primeros en la región en ofrecer al cliente las novedades de esa temporada. “Nuestra seña de identidad es ofrecer un buen trabajo, de calidad y asesorar con honestidad a todos nuestros clientes, para que ellos mismos decidan”, concluyeron.